reloj2

Los días siempre han tenido 24 horas, pero el ritmo de vida que llevamos actualmente muchas veces nos hace sentir que nuestros días necesitarían tener alguna más.

Esto acaba desencadenando estrés y frustración por no disponer de tiempo suficiente, pero tranquilos, ¡todo tiene remedio!

Por eso vamos a intentar darte algunos consejos que, aunque no sean milagrosos, pueden ayudar a organizar tus jornadas.

Vamos a convencernos primero de dos cosas muy importantes:

  1. NO PARAMOS EN TODO EL DÍA, ES CIERTO, PERO A VECES TRABAJAMOS MUCHO Y MAL
  2. ORGANIZAR BIEN TU TIEMPO NO SIGNIFICA QUE VAYAS A TRABAJAR MÁS DURO, SINO QUE APRENDAS A GESTIONAR EL TIEMPO EFICAZMENTE

 

Y ahora, ¡vamos a ganar tiempo!

       reloj¿Qué tenemos que hacer? Tener una pequeña lista de tareas de la semana te ayudará a organizarte y que no te encuentres el domingo con todo por hacer. ¡Así que anótalo para que puedas visualizarlo y no te coja desprevenido! (en la agenda del móvil o en una de toda la vida, pero hazlo porque te ayudará).

reloj       Procura mantener el orden diariamente en tu hogar. Con esto no nos referimos a un orden impoluto, sino a que mantengas un orden básico en tu día a día con pequeñas cosas que ayudarán a crear un ambiente más agradable en general.

reloj       ¿Qué haremos y qué no haremos? Aprende a priorizar. Enumera tus objetivos del día y ponlos por orden de importancia; pensar que todo es urgente solo te acabará estresando innecesariamente.

reloj       La mayoría de las personas tienen mucha más energía durante las primeras horas del día, así que aprovecha las mañanas para resolver lo más difícil o aburrido y que por la tarde no te quede tanto por hacer.

 reloj      Cuando llega la tarde el cansancio va apareciendo y todo nos cuesta más, así que deja para el final del día esas tareas con las que más disfrutas o son más sencillas.

reloj       Hay que aprender a distinguir los imprevistos de las urgencias. No todo lo que llega sin haberlo previsto tiene por qué ser urgente, tenemos que aprender a decir “no” y a que las cosas a veces deben esperar para no cortar el hilo de nuestra actividad.

reloj       No dejes faenas a medias, no hay nada más frustrante que empezar ocho cosas y no terminar ninguna. Lo que empieces, acábalo.

 

Todo esto puede ayudarte a organizar tus días en el trabajo o en tus obligaciones personales pero, con este tiempo que ganes, no olvides guardar siempre un hueco para el ocio en tu vida, que es necesario y merece un buen espacio ;)

 

 Autor: Cristina García